puntos de vista

Mostrando 11 publicaciones etiquetadas como puntos de vista

La reflexión de Liliana Daunes, o más bien, el punto de vista lapidario de una mujer de estas pampas.

Por momentos, te deja knock-out y más allá, con el correr de los minutos, sientas los pelitos de la nuca erizados.

No es poco en estos tiempos.

Como alguna vez leí, mentir es otra forma de decir la verdad, un No bien dicho afirma muchas cosas.

Entre tantas, una: (simplemente) vivir.

Esta publicidad refleja fielmente lo que pienso y siento de la vida.

Por momentos, ese abuelo centenario me recuerda a mi abuela casi centenaria. Más aun, cuando me confesó -secretamente- que su última amiga viviente, había muerto, así, de repente. Este es el precio que debo asumir por seguir viva, me dijo.

Los hechos

Comparto una anécdota que me ocurrió hace exactamente una semana atrás.

Todo empezó cuando el taxista, me dijo:

- Che, vos no parecés argentino… acá, en Buenos Aires, todos son llorones, son todos tangueros, hasta los pendejos de 20 y pico parecen viejos gruñones. Que no les alcanza la plata, que su familia es un quilombo, que en nadie podés confiar

- Es una cuestión de actitud. Casi una gimnasia mental, contesté. Hace poco, compré un libro de un escritor que se llama Paul Auster, en una librería de viejo, muy cerca de la Catedral principal de Córdoba (capital). De vuelta, en el avión, estaba terminando esa novela, cuando de pronto, quedaban apenas 2 páginas finales. Justo ahí me di cuenta que le habían quitado la última, más precisamente, el final… Cerré los ojos, y me dije: No vendría nada mal una puteadita al librero por haberse dejado estafar y de paso, al que saboteó el libro… Y pensé: No, no voy a seguir ese camino. Ahí mismo, agarré la lapicera, y decidí escribir el final.

Los caminos se cruzan.
Me gusta la historieta de Liniers (de hecho, la leo religiosamente en mi lector de feeds) y acabo de encontrarme esta viñeta que jamás ví.
Aparece Germán Wendel: recuerdo en la última arteBA sus cuadros y -para mis adentros- lo...Alta resolución

Los caminos se cruzan.

Me gusta la historieta de Liniers (de hecho, la leo religiosamente en mi lector de feeds) y acabo de encontrarme esta viñeta que jamás ví.

Aparece Germán Wendel: recuerdo en la última arteBA sus cuadros y -para mis adentros- lo rescaté entre todo lo que había visto, experimentado.

Pregunté el precio de una obra suya (recuerdo que era un Zeppelin en el medio de un campo, que podría ser cualquier trigal de la pampa). La vendedora me dijo: doce mil pesos. Contesté: Gracias, parece que hoy los hechos me niegan tenerlo. Salí caminando, silbando bajito.

Pero algún día lo voy a tener.

pd: Chequeo esta página http://macanudoliniers.blogspot.com/2008/06/peral.html y al final de todo, me doy cuenta que en cierta manera estoy reescribiendo este post (y hasta parece hecho a propósito). Persistente resulté ser…

Los superhéroes hacen de las suyas.
Ya están cansados de salvar a todo el mundo.
Necesitan que alguien les done algo a sus vidas.
Propongo esto: algo que jamás han sentido.
Miedo. Angustia. Dolor (físico).
Que se sientan humanos (aunque más no sea...

Los superhéroes hacen de las suyas.

Ya están cansados de salvar a todo el mundo.

Necesitan que alguien les done algo a sus vidas.

Propongo esto: algo que jamás han sentido.

Miedo. Angustia. Dolor (físico).

Que se sientan humanos (aunque más no sea por un ratito).

Que intuyan que existe la muerte, el egoísmo, el dinero, la corrupción del cuerpo.

O simplemente que conozcan a alguien.

Se enamoren (perdidamente).

Abandonen todo por ese Ser.

Se conviertan en seres simples y humanos.

El tiempo se encargará de transformarlos en arena.

Y la Tierra seguirá existiendo.

Y seguiré pensando que alguien muere cuando realmente lo olvidamos…